José Esteban Lepe Tello, el compositor quetzalteco que deja un gran legado musical

0
473

El compositor y marimbista quetzalteco que con su trabajo agregó un legado invaluable para la posteridad en la música nacional.

“La marimba ha sido mi amor y mi pasión”, palabras del Maestro “Chepe Lepe”, que denotan la dedicación e importancia de la marimba guatemalteca a lo largo de su vida.

José Esteban Lepe Tello, conocido como Chepe Lepe, nació en San Juan Ostantulco el 9 de octubre de 1938 y desde sus primeros años de su vida sintió admiración por nuestro símbolo nacional, integrando a los 13 años la Marimba Excelsa, de Rogelio Argueta y luego formaría parte de la Marimba Princesita, de los hermanos Behtancourth, en Quetzaltenango.

A lo largo de su trayectoria, fue compositor de más de 150 piezas, fabricante de marimbas, grabó más de 110 producciones discográficas entre discos de larga duración, discos compactos y cassettes, llevándolo a países como Alemania, Suiza, Taiwán, Japón, África del Sur, Bélgica y varias ciudades de Estados Unidos, dando conocer el instrumento nacional a lo largo del mundo.

Dirigió por 20 años la marimba “La Voz de los Altos”, fundó la Escuela de Marimba de Quetzaltenango y de San Juan Ostantulco, y fue también director de “Voces de los Altos, convirtiéndolo en un representante extraordinario de la marimba guatemalteca, con más de 47  reconocimientos, entre los que destacan la Dama de Plata al Mejor Arreglo para Marimba, Botón de Oro de la Casa de la Cultura, La Orden del Quetzal, Cruz al Mérito Artístico APG y el Oso de Oro de Berlín.

El Maestro Lepe, fue ganador del premio Por Trayectoria Y Aportes Al Desarrollo De La Obra Musical En Marimba en la categoría de Artista en el año 2019.

“Muchos no entendieron la espiritualidad de Chepe Lepe, su musicalidad, su eterno amor al arte y la marimba”, es parte del mensaje que Fran Lepe, hijo del músico, compartió en sus redes sociales. “Mi Padre viajó por todo el mundo y tenía una enorme conciencia de lo que era, esa es mi mayor herencia. No necesito otra”, agregó.

Salcajá Tierra de Amor y Poesía, Linda Quetzalteca, Camino a mi pueblo, Linda Chatía, La Cumbre de Alaska, son solo algunas menciones de su gran repertorio que seguirán sonando y dando vida a su arte, celebrando en los hogares de los guatemaltecos.

El Ministerio de Cultura y Deportes lamenta la partida de este gran músico, digno representante de nuestro Símbolo Patrio, y agradece su dedicación y trabajo que día a día, se le reconoce como uno de los grandes exponentes de la marimba, que siempre vivirá por su talento y alegría, en los corazones y en la memoria de los guatemaltecos a través de su legado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí